Ache

Historia                  

Son también conocidos como Guayaki, una denominaciónexterna a su cultura que encierra actitudes despreciativas hacia este pueblo indígena,cuyo significado literal sería ratón del monte. Ellos se autodenominan Ache(persona, persona verdadera). La autodenominación étnica fue mencionada porprimera vez por la Dra. Susnik (1960), mientras que otros autores les llamanAche-Guayaki.

Se trata de un grupo que fue muy resistente alcontacto con los blancos, buscó refugio en las selvas tropicales de la RegiónOriental y fue brutalmente perseguido por los paraguayos.

Estos indígenas llaman la atención de los paraguayospor el color de su piel (blanca), sus ojos claros, la barba en los varones,y otros rasgos fisonómicos que los diferencian de otros grupos étnicos,habitantes de la misma selva oriental. Respecto a este punto, se ha habladoincluso de la posibilidad de que sean descendientes de pueblos exóticos, comolos vikingos, japoneses u otros del Asia, lo cual no pasa de ser mera especulación.El dilema sobre sus orígenes sólo podrá despejarse con investigacionesminuciosas, especialmente en el campo genético (genoma humano), etnolingüísticoy antropológico.

Diversos autores estudiaron el tema de la filiaciónde los Ache a la familia lingüística guaraní. Al presente los estudiososofrecen dos hipótesis: una es la teoría de que sean originariamente guaraníque desarrollaron una cultura propia. La otra, es la de que se trate de un grupoguaranizado, o sea un grupo étnico diferente que fue sometido culturalmente entiempos remotos por indígenas de lengua guaraní.

 

  • Lugar que habitan

Nosinforma Chase Sardi que a fines de los años 60 y comienzos de los 70 existíantodavía cinco zonas donde vivían Ache silvícolas, o sea sin contacto algunocon los blancos, excepto por las hostilidades y muertes que frecuentemente sufrían.Una primera zona en el norte ubicada entre la cordillera de Mbaracaju, delAmambay, y el camino Mbutuy - Saltos del Guaira. Este grupo así como los otrospertenecían a la parcialidad Ache Gatu. Un segundo grupo de esta mismaparcialidad estaba a unos cien kilómetros al sudoeste del anterior,aproximadamente en la zona del monte Santa Rosa. El tercer grupo, también AcheGatu, estaba ubicado entre los ríos Acaray e Yguazu, al sudeste de Itakyry. Uncuarto grupo, denominado Ache Purã, originario del Ybytyruzu, se encontrabaentre el pueblo de San Joaquín, al norte, la ruta Cnel. Oviedo – Ciudad delEste al sur, al este la ruta Caaguazu – San Joaquín, y al oeste la ruta Cnel.Oviedo – Mbutuy. Finalmente, el grupo más meridional denominado Ache Ua,ubicado entre el río Ypeti Guazu, las nacientes del Ñakunday superior y elarroyo Yñaro.

Además de esos grupos silvícolas estaban los Acheque ya habían tomado contacto con la sociedad nacional, ubicados al comienzo enla Colonia Nacional Guayaki, sobre el arroyo Morotï, cerca del pueblo de Abai(Caazapa) y que luego fueran trasladados al Cerro Morotï, en el norte deCaaguazu, cerca de San Joaquín.

número

comunidad

146

Chupapou

147

Cerro Morotî

148

Ypetîmi

149

Puerto Barra

150

Arroyo Bandera

151

Koêtuvy

En 1910, Mayntzhusen, calcula que eran entre 800 y1000 personas; pero pocos años después, a causa de una seria epidemia, se habríanreducido a 500. Miraglia (1941) calcula que los Ache estarían por las 600personas. El Censo General de 1981 enumera 377 personas, pero estima que sean650. El Censo de 1992 da 639 personas. Las estimaciones de FEPI de 1995, ofrecenla cifra de 883 personas. En el año 2000 calculamos que la población sería de960 personas.

  • Vida familiar, economía, educación, alimentación         

Ya en 1941 el estudioso Miraglia, en un escrito citadopor Chase Sardi, dice: "Para los peones paraguayos del este, matar a unGuayaki no solo no constituye un delito, sino que es una acción digna deelogio, como cazar un jaguar (pantera onca)" Entre las narraciones delparaguayo Maximiliano Villalba me impresiono el caso de un Guayaki refugiado enun árbol alto, que fue rodeado y obligado a descender para rendirse. Pero elindígena prefirió romperse el cráneo precipitándose al suelo. También vi encasa de un propietario de yerbales el cráneo de una jovencita Guayaki queabandonada en la fuga por su familia fue traída por un villano, que luego dehaberle violado la mato. Después de veinte años el mismo Miraglia nos aseguraque la situación empeoro, porque "los Guayaki cuya reserva de caza sereduce progresivamente, impulsados por el hambre, saquean las plantaciones de maízy de mandioca de los paraguayos, además de abatir algunos animales vacunos delos ganaderos para comer. Después de esto ocurren feroces represalias. En lasaldeas situadas cerca de la zona Guayaki están los esclavistas que organizanverdaderas cacerías en búsqueda de los silvícolas. Sorprenden a una familiaGuayaki y luego de haber asesinado a los padres, llevan a los niños paravenderlos. El pueblo San Juan Nepomuceno, a siete kilómetros al sur este deAbai era considerado el centro principal de este mercado." El presidente dela AIP (Luis Albospino) en vehementes artículos de los años 59 y 60 en laprensa local, denunciaba al pueblo paraguayo la gravísima situación de losAche-Guayaki, por la persecución despiadada obrado por los ‘civilizados’ ypor la situación de hambruna y enfermedades que los acechaban. SegúnAlbospino, habría dos causas que explican la crueldad de los campesinos de lazona contra los Ache. Uno sería "el complejo anti – indígena que nosviene posiblemente de los orígenes mismos de nuestra nacionalidad, cuando elmestizo, despreciado por los españoles, cuyo mundo social no podía formar,desprecio a su vez al indígena." Y la otra causa, radicaría en unaespecie de etno – centrismo religioso, queconsidera a los no bautizados como seres inferiores; en sus mismas palabras,Albospino dice que los campesinos "creen profunda y sinceramente que serhumano es sinónimo de cristiano, es decir el que no esta bautizado por laIglesia Católica no es un ser humano, lo que equivale a decir que es unanimal."

León Cadogan, en 1960, nos decía que los campesinosusan el eufemismo "sacar del monte" para indicar la esclavización ydice que él contó cincuenta y un esclavos sólo en el Departamento de Guaira.El Gral. Ramón Cesar Bejarano (1960) nos da una trágica lista de veintidóspersonas Ache esclavizadas, muchas de ellas mujeres. Ante los trágicosdesbordes y atropellos hacia el pueblo Ache se formó un grupo de personasdecididas a bregar por su defensa. Se formó un campamento en arroyo Moroticerca de Abai, en el distrito de San Juan Nepomuceno. Este asentamiento tuvomuchas vicisitudes, de diversa índole, entre ellas el cambio de vida nómada decazadores – recolectores. Éste produjo estallidos de epidemias de sarampión,varicela y gripe que diezmaron a los Ache de la Colonia Tomasini. En 1965Cadogan visitó ese campamento y acotó que su dieta que antiguamente consistíaen carnes silvestres, frutos y miel, se había reducido casi completamente acomida vegetariana, especialmente maíz y mandioca.

Después de trámites promovidos por indigenistas anteel Instituto de Bienestar Rural, éste otorgó 2000 hectáreas al oeste de SanJoaquín, adonde se trasladaron los Ache de la anterior Colonia y otros. Dichoasentamiento se llamó Colonia Nacional Guayaki. A partir de 1970 estos Acheempiezan a buscar a los silvícolas, y el 30 de noviembre del mismo añocontactan a tres hombres, nueve mujeres y catorce niños, todos silvícolas.

Pero a la vez llegaban en ese tiempo noticias terroríficasde cacerías humanas, en los medios de prensa de la época relatan loscomentarios del periodista Justo Mesa: "En resumen los indios son cada vezmas cercados, diezmados y perseguidos. Una razón existe para ello: loscolonizadores exterminan a los guayaki porque estos comen su maíz, su mandiocay también sus animales, que matan a flechazos. Pero nadie se ha detenido apensar que el guayaki no tiene noción de lo que es propiedad de loscolonizadores. Lo que esta en la selva pertenece a todos y por tanto también alos guayaki. Al tomarlo creen ejercer un derecho mas."

  • Artesanía tradicional / materiales utilizados

Recién en estos últimos años, los Ache sustituyeronsus hachas de piedra por las de hierro que roban a los obrajeros paraguayos. Lashachas de los silvícolas están constituidas por mangos de madera de unoscincuenta centímetros de largo y de unas piedras de diorita de más o menos unkilogramo, de forma cilindroide, de sección elíptica, moldeadas y alisadas porlas aguas de los arroyos en cuyos cauces se hallan. Dichos cantos rodados se losintroduce por una de sus extremidades entre las rasgaduras de las ramas de un árbolvivo. Cuando los Ache calculan que la madera ha crecido alrededor de la piedraapretándola firmemente, vuelven al árbol y hallan las hachas terminadas.

Estas hachas —que no se pueden considerar neolíticasporque no están alisadas por el hombre sino por el agua— sirven solamentepara ensanchar el agujero de los colmenares; no cortan, actúan como martillosaplastando y quebrando las fibras leñosas que deben ser arrancadas a mano.

Los arcos de los Ache son largos (más de dos metros)y están hechos de la palmera pindó. Las palmeras son más elásticas que lasdicotiledóneas porque las primeras tienen los vasos leñosos paralelos entre sí,mientras que las segundas tienen dichos vasos entrecruzados. Por esta razón losarcos de los Ache no se quiebran nunca.

Para armar los arcos, que son muy gruesos, plantan unextremo en el suelo mientras arriman el otro extremo al pecho y alejan el centrocon el pie, extendiendo la pierna. Por esto en el Alto Paraná se cree que losGuayakí, para flechar con más fuerza, usan también las piernas.

La banda para transportar criaturas, kromipia, de losAche, es confeccionada con la técnica de trenzado tupido de fibras de ortigabrava o de samuu; las partes finales del trenzado se recogen en trenzas y ondastraspasadas que forman un espeso rollo. La mujer coloca la banda sobre el hombroderecho llevando a la criatura en el costado izquierdo, manteniendo así lalibertad de movimiento de los brazos. En las largas caminatas, las bandas concriaturas se suspenden, durante el descanso, de cualquier rama.

Los Ache son excelentes cordeleros. Emplean el torcidode fibras de ortiga brava, de palma pindo, de samuú, mezclándolas con pelo demono o cabello humano, para darles más resistencia. Se destacan las cuerdaspara trepar a los árboles en busca de panales de miel y las muñequeras paradefenderse de las mordidas de los animales cuando la caza del cuatí.

El grupo norteño de los Ache confecciona ciertasesterillas de tramado tupido de fibras en la técnica de hilo doble, conapariencia de un tejido. Las fibras mixtas que se emplean permiten ciertadecoración en colores, siempre en simples líneas según el hilo doble queabraza en espiral al hilo de urdimbre, que es de filamento negro de guembepi agris - amarillento de samuu. Tipológicamente corresponden a los tirú tejidospropio de los paleolíticos Kainganges - Gé, antiguos pobladores del Alto Paraná.

  • Religión y Mitos importantes

El ciclo de Mberendy: En Torno a la Palabra y elAlma

"La palabra, medio de comunicaciónverbal, es característica de la persona. En lengua Ache existen diferentes términospara designar el gemido llanto o grito de cada especie animal, pero nunca se usala palabra javu.

Javu es una palabra compuesta que proviene de: ã,mbu; ã = alma, espíritu y mbu, voz, sonido, ruido, expresión: sonido delalma, expresión del espíritu. Con el correr de los tiempos, en una pronunciacióncerrada típica de los Ache, aparece el sonido de j.

También los Ache creen y confirman la existencia deun Ãjav?, ente maligno que suele secuestrar a las personas.

Mayntzhusen afirma que, "la palabra yabu escompuesta de ‘ya’, voz, y ‘bu’, ruido; ‘yabu’, voz ruidosa"(Cadogan 1950).

La expresión sustancial y ontológica de la personaes el "sonido del alma", es el don de la palabra.

Mberendy

Sentido etimológico: Mbe + "rendy";Mbe/mbue, cosa, algo, y rendy, llama. Sus variaciones: Mbuerendy, Mwerendy,Mbaerendy: cosa encendida o luminosa, algo incandescente.

Mberendy no es el creador de la vida ni el dueño,sino el cuidador. Es omnipresente. (Clastres 1974: 302—303). "El ‘Mbaé-rendíh’no es ningún dios, ni tiene verdadero poder divino" (Bertoni, M. 1961:22). Guillermo T. Bertoni lo considera como diablo (Bertoni, G. 1939: 36). Nadiepuede negar que es un ente maligno por la relación íntima que existe entre ély los ex - Ache, es decir los blancos. Pero también custodia la vida y deambulaen derredor de los que mueren para rescatar la parte que queda del difunto, paratransformarlo en un nuevo ser viviente indicándole otras características de lavida.

Mberendy es como nosotros. Su cuerpo es como el cuerpodel Ache (forma de persona).

Antes había muchos Mberendy, muchísimos. Teníanesposas, había muchas mujeres. Pero los primeros Ache les pisotearon. Despuéslos Ache pisoteando les echaron al agua. Les tiraron al agua, al agua profunda.Luego se quedó uno. Pero ya sin esposa. Sin ninguna esposa. Al ser arrastradospor el agua ya no vienen muchos, ya no vienen más.

Cuando escuchamos ruido como un gran trueno nosotrostenemos miedo. Así suele ser cuando va a venir Mberendy. Para subir se impulsacon un estruendoso pedo.

Cuando le ataca al Ache le tira con el fuego. Bolas dellama tira. Entonces ya se escucha ruido de palo.

Tiene fuego en su sobaco. En la barriga no tienefuego. Otro lugar del fuego es el ano. Tiene también fuego en el ingle (sic).Así es cuando lanza fuego por la boca: "Huu.., huu.., pumm...". Yailumina todo como el faro de un coche. Si ese viene desaparece la oscuridad.Nosotros vemos bien como el día.

Ese viene cuando nace una criatura, con interés deconvivir sexualmente con la mamá. Mata pájaro. Mata pero no come. "Quiénha matado los pájaros?" (pregunta el esposo). Después, deja todos los pájaros."Quién ha dejado todos los faisanes (muertos)?". La que cohabitó conEl: "Para ti se han dejado". Le persigue al hombre mbayja. Mbayja"es un nuevo papa. Cuando nace un hijo de Ache. Su morada es la proximidadde ese Ache. El que no se bañó con el jugo de la liana kmatã. Detrás de eseque no se purificó. Cuando no se baña con "kmatã". Si un mbayja sepurifica no le persigue.

Suele cohabitar con la mujer Ache. Con el hombreconvive también por el ano. Ya realiza su deseo por el ano. Al hombre lo atapara su satisfacción sexual. Lo amarra en el monte. Como aquí nosotros solemosmaniatar un mono. Después ya lo echa para su acción. Al que va a seraprovechado por Mberendy. También a la mujer le suele atar. La carga por sucuello. Con la vagina abierta ya lleva. Ya lleva arriba Mberendy. Si la llevaarriba ya no vuelve. Luego ya convive con ella. A otra mujer le abandona despuésdel coito. La que fue secuestrada por Mberendy es despreciada por los Ache.Después ya le atan (los Ache) en el medio del monte espeso. Allí se muere. Siesa mujer vive en la comunidad será motivo de una presencia continua deMberendy.

Mberendy es de arriba. Vive por el cielo; tambiénvive en el monte. Genera llama grande. Hace un gran ruido: "Mmm...",así. Después se va junto a los blancos: "Oh, se escucha el gran ruido deMberendy". De esta manera nosotros exclamamos cada vez que escuchamos suruido. "Este es el ruido al bajarse, iooo...". Nosotros gritamos. De díacamina por la tierra. Entonces no se enciende. También duerme de día.

Los primeros Mberendy no poseían arco, tampocoflecha. Más tarde usó las flechas que eran de la Luna. Mberendy ya tieneflecha y también Tapia (o dapia, flecha con punta chata). "Koo... too...iee..., ‘rapia’ de Pichapura". Así los Ache gritan cuando ven la rapiade Mberendy.

Mberendy no come. Nada come. Excepto maíz duro de losblancos y mandioca también.

Vive en forma de un Ache. "Too... ieee...,nuestro semejante extraordinario ya se aproxima". Cuando se enciende gritanlos Ache. Con los Ache no habla.

Por la punta de un palo seco se prende y se apaga.Chispa de fuego. Como un tronco encendido. Suele dormir también en Ja punta deun palo seco.

Su cuerpo es duro. Duro, durísimo y áspero. No tienepelo, ningún pelo. Mberendy es fornido, muy robusto. Como un lapacho grande.También como un grueso palo caído. Mberendy es grande, un espíritu grande.Como nuestro gran lapacho viene de día. Los Ache cuando ven un lapacho frondosoasustan. Un Ache que se asusté suele retar al lapacho. "Puede ser que ese(lapacho) sea (Mberendy) y nosotros ya pasamos a lado". Ese tiene un cuerponegro. Su cuerpo no es blanco. Negro y grande. Muy oscuro y grande. Los primerosAche, nuestros antepasados así contaban también.

Cuando camina se desliza como una piedra. Como unagran piedra. Un cuerpo despavorido. Donde se acostó siempre hay mucha hormiga,tayr?kra’a (clase de hormiga). Cuando duerme caminan (las hormigas) por sucuerpo. Después, al verle a un Ache ya hay ruido de fuego. Por poco no leencendió a esa persona.

Cuando muere un Ache su "segunda alma" (suespíritu complementario) lleva Mberendy. Lleva al monte. Otro sí, lleva juntoa los blancos. Después deambulará (por allí). Esas "segundas almas"se dirigirán hacia los blancos. Otras "segundas almas" también, susdestinos son las moradas de los blancos. Mberendy es el distribuidor. Losmuertos por blancos estos llevan todos. Los blancos matan y llevan todos. Por elcielo llevan todos por medio de Mberendy. A su hermano (del difunto) fornido yágil llevan (los blancos) por medio de El.

Al tigre Mberendy no le confirmó su modo de ser. Alleón si, le enseñó. A la onza no le habló. Tampoco habló al gato montés.

Así es Mberendy. El es uno de los que temen los Ache.

Mberendy tira las flechas al sol

El Sol es hermano de la Luna. Ellos son mellizos. ElSol primero subió al cielo. El Sol es fuerte, la Luna es débil. Después laLuna quiere subir junto a su hermano.

Un día la Luna estaba tirando sus flechas: "Pã...pã..." , para ir por medio de ellas. Al ver Mberendy lo que estabahaciendo le gritó: "Para qué tu estás tirando?". La Luna le contestó:"Estoy tirando por donde se fue el sol. Mberendy: "Dame tu arco".Mberendy ya tira: "Pooo... pooo..." incrustando una flecha por laotra. Por la tierra: "Chouuu...", ya llega (a la tierra, un camino deflechas). Después dice Mberendy: "Suba". La Luna tenía miedo:"Temo de que se suelte". Mberendy: "Qué....miedosa, éste es elcamino de todos los animales grandes. Irás echándome las flechas una por una,después de la última míreme". Después la Luna se subió por lasflechas. La Luna va desincrustando las flechas: "Aquí va, aquí va, aquíla flecha va". Luego cuando se encuentra a lado del Sol: "Pryry...pryry... pryry... Así van juntas las flechas que ha tirado. Después la que sacólas flechas ya mira. Ya está mirando: "pããã... nd???... " Mberendyya tira con la flecha un ojo de la Luna. Esto le hizo mear a la Luna:"Psss...".

La Luna cierra un ojo por la consecuencia delflechazo. Después se quedó tuerta. Las nubes se originaron de las lágrimas dela Luna.

El diluvio universal

Los primeros Ache, nuestros antepasados, nos enseñabanasí: "Cuando tú intervienes en un nacimiento para apadrinar una criatura,después no debes tocar el agua. Debes meter un tizón encendido en elagua".

Los Ache de antes, cuando nace una criatura, nuncatocaban el agua. El (la) que alzó un recién nacido no debe tocar el agua.

Después, los otros Ache ya no obedecían las enseñanzasde nuestros antepasados y ya no vivían según estipula nuestra costumbre. Fueentonces cuando vino el diluvio, agua fuerte y colorada arrastró a los Ache.Cuando el (la) que apadrinó el agua tocó, el líquido se tomó color desangre. Ya inunda la gran masa de agua roja. Esta gran inundación fue la quearrastró a todos los Ache. También llevó a todos los animales. Ya llevó atodos los pájaros inclusive. Todas las cosas fueron arrastradas por el aguacolorada.

Solamente se salvaron un hombre y una mujer, esehombre con su esposa embarazada; ellos se subieron por una planta de palmeraalta, muy alta. Ellos no fueron arrastrados por el agua. Los otros Ache quefueron llevados por la inundación ya estaban agonizando.

Cuando estaban agonizando apareció Mberendy. Elexclamó: "Oh, hijas que. fueron arrastradas por el agua roja, mujereshermosas hay allí. Después en una gran curva del agua un Ache gritó: "Yoya soy carpincho". Mberendy enseña: "Nade, nade, fuuu..., tu vivirásnadando". Ya salen juntos del agua los que se transformaron en carpinchos.Después se dirigieron hacia Mberendy. Luego Mberendy: "Tú (ustedes) serás(n) salvaje (s)". De esta manera adiestró Mberendy.

Grita otro Ache: "Yo ya me quedo aquí, pi...,pi... pi..". Este es armadillo.

Otro grita: "Yo ya soy tapir". Después yase comporté como tapir.

Otro Ache que fue arrastrado por el agua grita:"Yo ya soy cocodrilo". Después de que Mberendy le confirmó su modode ser se comportó como cocodrilo.

Otro: "Yo ya soy abeja". Así gritó, despuésya vivió como abeja.

En los primeros tiempos todos los animales no eransalvajes. Tampoco eran malos. La víbora no mordía, verdaderamente era mansa.Todos los animales eran amigos de los Ache. Los Ache cuando querían cazarsolamente llamaban a los animales y éstos ya venían, entonces los flechaban.Los animales se volvieron salvajes después del diálogo con el Mberendy. Bravostambién.

Todos los animales antes eran Ache (persona).

Hoy los Ache cuando alzan una criatura tampoco tocanel agua. Cada vez que tocan el agua, viene lluvia grande. Lluvia que notermina."

  • Breve glosario

Apã

Padre

Kaa Monte, selva

Apãproro

Persona que no es Ache

Kamakã Pierna

Ava

Quien, alguien

Kóma Cuidado!

Bua

Dame

Krumi Criatura

Bure

Traiga

Krymbaiã Miedo

Cha’ ã

Ojo

Kwyra Pájaro

Chapi

Alumbrar

Mano Morir, muerto

Chavãbu

La noche

Mendy Encender

Chinga

Llorar

Membo Víbora

Cho

Yo

Mbreko Esposa

Choga

Yo soy

Mbepytoja Tigre

Chipoia

Mandioca

Nave Así

Chepurã

Abuelo, anciano

Ño’ ô Negro, oscuro

Eche

Cuerpo

Óma Ya se va

Ejy

Bajar

Pave Hermano / a

Enda

Lugar

Pirã Rojo, sangre

Endarã

Lugar que será

Pokoiã No tocar

Épe

Traer

Ray Hijo

Fwa’ a

Mono

Tajy Lapacho

Gatu

Bueno, hermoso

Taviu Hormiga

Ikê

Dormir

Toi’ i Palmera

Ina

Contar, decir

Torã Cabello

Irô

Amigo, compañero

U Comer

Ita

Piedra

Vechã Ver

Jachy

Luna

Vivecho Rápido

Jamo

Tigre

Vyra Árbol, palo

Javêwaty

Amigo

Wache Maíz
Joô Campo Wata Caminar
Jopi Subir Y Agua
Juja Jugar, reir Yvy Tierra

© Información de Copyrigth: Los textos y algunas de las fotografías que forman parte de este sitio han sido tomados del libro: "Los indígenas del Paraguay", Asunción 2001, de Walter Biedermann y José Zanardini, con expreso conocimiento de sus autores.

Fuente: http://www.museobarbero.org.py/Zonas.htm